14.11.05

Zen laboral

Por completar la información de dos entradas más abajo. La charla con el jefe fue calmada, en un ambiente más de depresión que de cabreo (¿estará jugando conmigo la carta del amante abandonado? Qué curioso todo).

También es interesante que la compañera a la que odio haya estado hoy sorprendentemente simpática y amable conmigo. Sobre todo si tenemos en cuenta que es la novia de mi jefe, y que fijo que han perdido un tiempo estos días hablando de mí, probablemente fatal. ¿Será que está feliz de que vaya a desaparecer de allí? ¿Me vería como una amenaza o algo así? Hmmm.

Poco más que contar. Lunes hermosísimo, gris de nubes ebrias de lluvia, envuelto en una penumbra tan densa que parecía, durante todo el día, que estaba anocheciendo. Hasta que ha dejado de parecerlo y ha ocurrido y todo se ha vuelto negro y brillante. En medio de tanta contemplación (y saboreando una salida según horarios, del trabajo este) he metido un pie en un agujero de la acera que de pronto se ha convertido en una sima abisal. He tenido que luchar con bichejos deslizantes y enrizados de tentáculos para sacar de ahí pie, calcetín y calzado. Y luego caminar escuchando ese "fsch, fsch, fsch" que suena cada vez que uno va por ahí pisando con un pie empapado. Por divertido que sea no puede ser bueno para la salud, esto.

3 comentarios:

  1. Good design!
    [url=http://osyoumnc.com/aczo/zysn.html]My homepage[/url] | [url=http://mutzcbqk.com/rtfm/gxqt.html]Cool site[/url]

    ResponderEliminar
  2. Great work!
    http://osyoumnc.com/aczo/zysn.html | http://fplbfled.com/dnkg/eway.html

    ResponderEliminar

Con la tecnología de Blogger.

Hola, me llamo David, tengo un blog, me gusta la música que no le gusta a nadie y las películas de Clint Eastwood, aborrezco las fotos de anocheceres y cada vez más libros. Escribo bobadas, sin pensarlas mucho, y cuentos del oeste que, que no cunda el pánico, no cuelgo aquí.